20 mayo, 2019

Gobierno de Perú no impulsa el desarrollo de la agricultura familiar

Congresistas de la República y especialistas señalan que ministra de agricultura no conoce el sector agrario

Foto Congreso de la República

En una mesa técnica realizada en el Congreso de la República, los congresistas de Nuevo Perú, Horacio Zeballos Patrón y Richard Arce Cáceres, afirmaron que al gobierno no tiene una política nacional para el desarrollo agrario, señalando que la ministra de Agricultura, Fabiola Muñoz Dodero, no conoce el sector en el que trabajan más de 2 millones trescientos mil familias peruanas.
Zeballos Patrón, quien participó el 4 y 5 de abril en un foro organizado por la Junta Nacional de Usuarios de los Distritos de Riego del Perú (JNUDRP) y la Convención Nacional del Agro Peruano (Conveagro), dijo que allí se acordó un paro nacional agrario para el 13 de mayo próximo, frente al abandono por parte del gobierno del agro nacional y exigen un diálogo con el presidente Vizcarra ya que consideran que la ministra del sector no es considerada como una persona confiable.
Zevallos dijo que la ministra desconoce la problemática agrícola y que fracasó cuando fue la titular del Ministerio del Ambiente y que lo único que podía mostrar es la Ley de Fauna y Flora Silvestre que en la práctica ha significado el cierre de muchas madereras.

El congresista sostuvo que la desunión que existía en las organizaciones agrarias viene siendo superada y cada vez son más las organizaciones que se sumarán al paro agrario del 13 de mayo.

Richard Arce Cáceres coincidiendo con su colega de bancada, dijo que el tema agrario no se encuentra en la agenda del gobierno.  “Es poco lo que se menciona en el presupuesto. Lo que se destina para la promoción, es marginal. Lo otro es que no hemos visto ministros del sector involucrados que abanderen, que posicionen la importancia de la agricultura”, anotó.

En la mesa de trabajo también participaron los especialistas agrarios Fernando Eguren del Centro de Estudios Peruanos (CEPES) y Eduardo Zegarra del Grupo de análisis para el desarrollo (GRADE), quienes coincidieron en la necesidad del mejoramiento de la organización de los agricultores y su formalización en beneficio de las familias campesinas.